---------------

Círculos de poder – Caballeros de Nostradamus 1 – Mauricio Chaves

Círculos de poder - Caballeros de Nostradamus 1 – Mauricio Chaves

Descárgatelo El libro Gratis Ya!!

Resumen y Sinopsis De 

Círculos de poder – Caballeros de Nostradamus 1 – Mauricio Chaves

Roma, Italia.
Sacó nerviosamente el reloj de su bolsillo.
Aun cuando no era partidario de los convencionalismos, el hermoso tesoro suizo de dieciocho quilates –un Waltham 16 S, en su familia por varias generaciones–, era
el único símbolo que se permitía.
Marcaba siete minutos antes del mediodía.
“¿Qué pasa, Giuseppe?” preguntó el Embajador a su chofer. El auto había estado atascado en el tráfico por varios minutos, y aunque tenía música relajante en su
teléfono (la de agua con pajaritos, como le gustaba llamarla), el estrés de la jornada estaba finalmente afectando sus nervios.
“No lo sé, Signore, creo que hay un accidente.”
A unos cientos de metros, se divisaba su destino: el enorme edificio de la Food and Agricultural Organization (FAO) , situado muy cerca del centro histórico de
Roma. A pocas cuadras de allí había sobrevivido por milenios el lugar de diversión favorito de los antiguos romanos, el Circo Massimo, última morada de centuriones,
esclavos y romanos en la época de los césares.
Arthur Huxley, embajador de Costa Rica ante Italia, repasaba el discurso que daría en una conferencia sobre el nuevo orden ecológico internacional, en el cual su país
tenía años de jugar un papel importante.
Este, sin embargo, y por razones ajenas a la ecología, era el discurso más trascendental de su vida…
Estaba tenso. Las gotas de sudor nervioso se deslizaban por su frente. En sus manos jugaba con una tarjeta de memoria Micro SD, cuidadosamente empacada.
Decidió que trataría de calmar sus nervios.
“Giuseppe,” preguntó a su chofer. “¿Has oído de Nostradamus?
“¿Nostradamus? ¿Il profeta? ¡Por supuesto! Recuerdo hace muchos años, en 1999, la locura con sus profecías. ¡Grazie a Dio, no se cumplieron! Y luego en el 2012,
que algunos las quisieron asociar con las profecías Maya.”
“Entonces ¡sí conoces sobre Nostradamus!”
“Si, la mia moglie, signore, mi esposa, ama las profecías. De hecho, estoy casado por culpa de Nostradamus. Ella me engañó en 1999, me dijo que el mundo se iba a
acabar. ¡Y yo le creí y me casé! Debería haber sabido mejor, pero yo tenía 22 años, ¡un bambino, signore, un bambino!”
Giuseppe gesticulaba, moviendo sus manos para todo lado. Muy italiano, pensó el embajador, quien sonrió por un instante.
Entonces, se acordó de su misión de esa mañana.
Si tan sólo mi vida fuera tan simple.
“Sí.” continuó el embajador, con un tono cada vez más grave. “Muchos aún creen que las profecías controlan el destino. Y, dime, de los años perdidos del calendario,
¿has oído hablar?” agregó el embajador.
“No, signore, mi calendario tiene todos los años. ¡Demasiados, me temo!” respondió Giuseppe en tono de broma, sabiendo que estaba a punto de recibir una clase
sobre el tema. Es por eso que el embajador le resultaba simpático: siempre estaba tratando de enseñarle algo.
“Estoy hablando de algunas teorías que dicen que este no es el año que pensamos que es. Por ejemplo, los historiadores alemanes Illig y Niemitz, desarrollaron en los
noventas la hipótesis del tiempo fantasma, afirmando que en la Edad Media se agregaron 297 años al calendario, y que, por lo tanto, estamos en los 1700 o 1800, no en
los 2000.”
“¡Yo sabía, signore! ¡Siempre he dicho que estamos en el Salvaje Oeste!”
“Ya, Giuseppe, ¡estoy tratando de hablar en serio! También tenemos a Ernst Hollstein y su ‘ teoría de tres anillos’. Él dice que existe una diferencia, pero de sólo
veintisiete años, debido a un error cometido en el 525 d.C., cuando Dionisio el Exiguo trató de equiparar ambos calendarios.”
“Ummm, sí, sí, le creo, mi primo se llama Dionisio, y es malísimo para las matemáticas, Signore, ¡malísimo!”
El Embajador se echó a reír por un momento, y continuó.
“Por último, otros dicen que la diferencia se remonta a la Edad Media, en que la Iglesia y la nobleza hicieron un pacto para borrar algunos años del calendario, cuando
cambiaron del calendario Juliano al Gregoriano en 1582. Hay que recordar que entonces, sólo la Iglesia mantenía la noción del tiempo. Por eso pudieron borrar o más
bien adelantar algunos años, y esto pasó desapercibido, pues se hizo paulatinamente. “
“Signore, eso es más raro que lo de Nostradamus. ¿Por qué harían algo así? “
“No lo sé. Tal vez porque las profecías hablaban del fin del mundo al final del segundo milenio. Al borrar esos años, durante el “falso” milenio la gente acudiría a la
Iglesia en busca del perdón. Años más tarde, cuando el verdadero milenio llegara, estarían mejor preparados para el Armagedón.”
“¡Propaganda Vaticana, signore, propaganda! Y señor… si mi esposa me hizo casarme con ella, y ni siquiera era 1999 ¡oficialmente la dejo de querer! ¡la dejo!”
Ambos se echaron a reír. Al embajador realmente le caía bien su chofer, Giuseppe, siempre tratando de encontrar el lado divertido de la vida. Nadie podría decir que
había formado parte de una unidad de élite en el ejército italiano. Ni siquiera toda la locura de la guerra de Afganistán y los treinta y cuatro soldados italianos muertos en
combate –incluyendo su cuñado más joven–, en nombre de una guerra estúpida, habían logrado amargar la vida del ex teniente Giuseppe Bardello, de Calabria.
“Pues hoy, Giuseppe, también podrás decirle a tu esposa que algunos lunáticos están tratando de hacer cumplir unas profecías de Nostradamus. Es por eso que
necesito llegar a esta conferencia lo antes posible. Alguien allí me está ayudando a lidiar con estos locos. “
El día anterior, el solsticio había marcado el inicio del verano.
Pero aquella no era una típica mañana veraniega para Arthur Huxley. La noche anterior apenas había conciliado el sueño. Finalmente, había juntado todas las piezas
de un rompecabezas que al inicio no tenía sentido. La imagen que se había revelado ante él, era increíble. Las profecías… Esas eran tan sólo la punta de un iceberg que
podría afectar el futuro de la humanidad.
Pero ahora, el problema era que la gente creyese en sus excéntricas teorías. Y demasiadas vidas dependían de cuan seriamente se tomase la información que estaba a
punto de entregarles en esa conferencia.
Los peores momentos son aquellos en los que nada parece haber sucedido, y sin embargo, todo está sucediendo.
Recordó leer esto en alguna parte, Describía perfectamente este momento: nada parecía estar pasando, pero él sabía que en realidad todo estaba sucediendo.
Ese hombre, el hombre extraño que le había indicado el camino y había develado el nombre de los principales personajes; ese hombre que decía haber sido amigo de su
abuelo en Inglaterra –aunque no parecía ser tan viejo– le iba a ayudar a que toda aquella información estuviese disponible para el mundo.
Tal vez porque era consciente de lo que sabía, ahora sentía miedo. Nunca había sentido miedo tan intensamente; pero a medida que el vehículo se acercaba a su
destino, el temor se hacía más fuerte.
No estaba seguro de qué o quién temer, porque nadie, absolutamente nadie, conocía

Pages :150

Tamaño de kindle ebook : 1,17  MB

Autor De La  novela : Mauricio Chaves

kindle  Comprimido: no

kindle Format : True PDF 

Idioma :Español-España 

Más Libros  – ebooks  : Aquí !!

Mira El Vídeo Para Enseñarte como descargar!!

Fotos – Imagen

Círculos de poder - Caballeros de Nostradamus 1 – Mauricio Chaves

kindle - Puedes Leer la novela Aquí Abajo En Online!!

Tambien Ya Esta Disponible Para Comprarlo En kindle Amazon  productos  Tu Sitio Favorita !! 

Clic Aquí Para comprar  la novela y  leer  en  tu android !!

[sociallocker]
[popfly]

Link !!

Circulos de poder (Caballeros de Nostradamus 1) – Mauricio Chaves.pdf
Circulos de poder (Caballeros de Nostradamus 1) – Mauricio Chaves.pdf
Circulos de poder (Caballeros de Nostradamus 1) – Mauricio Chaves.pdf

[/popfly] [/sociallocker]

1 Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!
---------