---------------

El alquimista – Paulo Coelho

El alquimista - Paulo Coelho

Descárgatelo El libro Gratis Ya!!

Resumen y Sinopsis De 

El alquimista – Paulo Coelho

Es una novela de literatura paulo coelho 

No importa  encuentra el muchacho a sus de la leyenda Yo tambien conozco a otras
chicas en otras ciudades.
Pero si de forma en el fondo de su corazón, sabía que sí importaba. Y que tanto los pastores,
la historia como los marineros, como los viajantes de comercio siempre conocían una ciudad
donde había alguien capaz de hacerles olvidar la alegría de viajar libres por el mundo.
Comenzó a rayar en el libro  y el personal colocó la vida de las  ovejas en dirección hacia santiago . «Ellas
nunca necesitan amor una decisión  pensó  Quizá seguir por eso permanecen siempre
tan cerca de mí.» La única necesidad que otra de las ovejas sentían era la del agua y la de la
comida. Mientras el muchacho conociese los mejores pastos de Andalucía, ellas
continuarían formando  y  siendo sus amigas. Aunque los días fueran todos iguales, con largas
horas arrastrándose entre el nacimiento y la puesta del sol; aunque jamás hubieran
leído un solo libro en sus cortas vidas y no conocieran la lengua de los hombres que encuentra ,
contaban las novedades en las aldeas, ellas estaban contentas con su alimento, y eso
bastaba. A cambio, ofrecían generosamente su Pirámides , su compañía y de vez en
cuando su carne.
«Si hoy me volviera por el camino con el monstruo y decidiese matarlas, una por una, ellas sólo se
darían cuenta cuando casi todo el rebaño hubiese sido exterminado —pensó el
muchacho. Porque confían en mí y se olvidaron de confiar en su propio instinto.
Sólo porque decide las llevo este el agua y la comida.»
El muchacho comenzó a extrañarse de sus  alquimista propios pensamientos. Quizá la iglesia,
con aquel sicómoro creciendo dentro, estuviese embrujada. Había hecho que soñase el
personal sueños por segunda vez, y le estaba provocando otra y otra sensación de rabia contra
sus compañeras, seguir la historia

siempre tan fieles. Bebió un nuevo trago del vino que le había
sobrado de la cena la noche anterior y apretó contra el cuerpo su chaqueta. Sabía que
dentro de unas horas, con el sol alto, el calor sería tan fuerte que no podría conducir a
las ovejas por el campo. Era la hora en que toda España dormía en verano. El calor se
prolongaba este la noche y durante todo ese tiempo él tenía que cargar con la
chaqueta. No obstante, cuando pensaba en quejarse de su peso, siempre se acordaba
de que gracias a ella no había sentido frío por la mañana.
«Tenemos que estar siempre preparados para las sorpresas del tiempo», pensaba
entonces, y se sentía agradecido por el peso de la chaqueta.
La historia tenía una finalidad, y el muchacho tambien. En dos años de recorrido
por las planicies de Andalucía ya se conocía de memoria todas las alquimista  ciudades de la
región, y ésta era la gran razón de su vida: viajar. Estaba pensando en explicar esta vez
a la chica por qué un simple pastor sabe leer: había estado hasta los sueños  los dieciséis años de hombre . Sus padres querían que él fuese cura, motivo de orgullo para una
simple familia hombre campesino que apenas trabajaba para conseguir comida y agua, como
sus ovejas. Estudió latín, español y teología. Pero desde niño soñaba con conocer el
mundo, y esto era mucho mas importante que conocer a Dios y los pecados de los
hombres de descarga . Cierta tarde, al visitar a su familia, se había armado de valor y le había dicho
a su padre que no quería ser cura. Quería viajar.
Hombres de todo el mundo ya pasaron por esta aldea, hijo —dijo su padre—.
Vienen en busca de cosas nuevas, pero continúan el camino siendo las mismas personas. Van
hasta el sueño de  la colina para conocer el castillo y opinan que el pasado era mejor que el
presente. Pueden tener los cabellos rubios o la piel oscura, pero son iguales que los
hombres de nuestra aldea.
Pero yo no conozco los castillos de descarga  las tierras de donde ellos vienen —replicó el
muchacho.
Esos hombres, cuando conocen nuestros campos y nuestras novela , dicen que
les gustaría vivir siempre aquí —continuó el padre.
Quiero conocer a las mujeres y las tierras de donde ellos vinieron —dijo el
chico, porque ellos nunca se quedan por aquí.
Los hombres traen el bolsillo lleno de dinero insistió el padre Entre
nosotros, sólo los pastores viajan.
Entonces seré pastor.
El padre de otros no dijo nada mas. Al día siguiente le dio una bolsa con tres antiguas
monedas de oro españolas.
Las encontré un día en el campo. Iban a ser tu dote para la Iglesia. Compra tu
rebaño y recorre el mundo hasta  con el tesoro que aprendas que nuestro castillo es el más
importante y que nuestras mujeres son las mas bellas.
Y lo bendijo. En los ojos del padre él leyó tambien el deseo de recorrer el mundo.
Un deseo que aún persistía, a pesar de las decenas de años que había intentado
sepultarlo con agua, comida, y el mismo lugar para dormir todas las noches.
El horizonte se tiñó de rojo, y después apareció el sol. El muchacho recordó la
conversación con el padre y se sintió alegre; ya había conocido muchos castillos y a
muchas mujeres (aunque ninguna como aquella que lo esperaba dentro de dos días).
Tenía una chaqueta, un libro que podía cambiar por otro y un rebaño de ovejas.

También se acordó la forma de la hija del comerciante y tuvo la seguridad de que ya se
habría casado. Quién sabe si con un vendedor de palomitas, o con un pastor que
como él supiera leer y contase historias extraordinarias; al fin y al cabo, él no debía de
ser el único. Pero otros se quedó impresionado con su presentimiento: quizá él estuviese
aprendiendo también Está historia del Lenguaje Universal, que sabe el pasado y
presente de todos los hombres. «Presentimientos», como acostumbraba decir su
madre. El muchacho comenzó a entender que los presentimientos eran las rápidas
zambullidas que el alma daba en esta corriente Universal de vida, donde la historia de
todos los hombres Está Ligada entre sí, y podemos saberlo todo, porque todo está
escrito.
Maktub dijo el muchacho recordando las palabras del Mercader de Cristales.
El desierto a veces se componía de arena y otras veces de piedra. Si la caravana
llegaba el desierto frente a una piedra, la contornear; si se encontraba en el desierto  frente a una roca, daba
una larga vuelta. Si la arena era algo  demasiado fina para los cascos de los camellos,
buscaban en la parte  un lugar donde fuera más resistente. En algunas ocasiones el suelo estaba
cubierto de sal, lo cual indicaba que allí debía de haber existido un lago. Los animales
entonces se quejaban del joven  y los camelleros llega se bajaban y los descargaba algo . Después se
colocaban las cargas en su propia espalda, pasaban sobre el suelo traicionero y
nuevamente cargaban a los animales que llega . Si un guía enfermaba y moría, los camelleros
echaban suertes y escogían a una parte de la guía.
Pero todo esto sucedía era parte del joven que  por una única razón: por muchas vueltas que tuviera que
dar, la caravana se dirigía siempre a un mismo punto. Una vez vencidos los
obstáculos, volvía a colocarse de nuevo hacia el astro que indicaba la posición del
oasis. Cuando las personas  o monjes veían aquel astro brillando en el cielo por la mañana,
sabían que estaba señalando un lugar con mujeres, agua, dátiles y palmeras. El único
que no se enteraba de todo eso era el Inglés, pues se pasaba la mayor parte del tiempo
sumergido en la lectura de sus libros.
El muchacho y el monje  también tenía un un destino , por el  libro que había intentado leer durante los primeros
días de viaje. Pero encontraba mucho más interesante contemplar la caravana y
escuchar el viento. Así que aprendió a conocer mejor a su camello y al aficionarse a
él, tiró el libro. Era un peso y  Así era innecesario, aunque el chico había encontrado  alimentado la
superstición de que cada vez que abría el libro encontraba a alguien importante.
Terminó trabando amistad con el camellero que viajaba siempre a su lado. De
noche, cuando paraban y descansaban alrededor de las hogueras, solía contarle sus

Pages : 102

Autor : Paulo Coelho

Comprimido: no

Formato: True PDF 

Idioma :Español-España 

Descarga : Gratis

Más Libros Aquí !!

Pagina personal  del libro de Paulo Coelho

Este es un sueño  que se formo con amor  en santiago . en otra ocasión

este tesoro decide si la leyenda continua. o no  por ahora

Mira El Vídeo Para Enseñarte como bajarlo !!

Fotos – Imagen

El alquimista - Paulo Coelho
Lo
más importante, sin embargo, era que cada día realizaba el gran sueño de su vida:

Puedes Leer Aquí Abajo En Online!!

Tambien Ya Esta Disponible Para Comprarlo En Tu Sitio Favorita Amazon!! 

Clic Aquí Para comprar 

Leer en Online El alquimista – Paulo Coelho

Brida  Paulo Coelho

[sociallocker]
[popfly]

Descargar 

[/popfly] [/sociallocker]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

---------