---------------

Pretendamos – Flying with love 2 – Flor M. Urdaneta

Pretendamos - Flying with love 2 – Flor M. Urdaneta

Descárgatelo El libro Gratis Ya!!

Resumen y Sinopsis De 

Pretendamos – Flying with love 2 – Flor M. Urdaneta

Cinco minutos, ¿para qué alcanza ese tiempo? El día que la conocí me bastó para desearla en mi cama. Y, con ese mismo margen de tiempo, arruiné lo que pudo ser
lo mejor de mi vida.
¿Quieres conocer el contenido  de la historia? Todo inició así…
Esa mañana me levanté con el pie derecho. Al fin me habían ascendido a capitán y mi vida era perfecta. Leyeron bien: era. ¿Qué cambió? La conocí a ella, a la sexy
castaña de piernas kilométricas, cuerpo esbelto, trasero ardiente y dos poderosas razones. ¿Qué tiene eso de malo?, se estarán preguntando. Mejor se los cuento desde
el inicio.
Llegué al club Seven sobre las diez de la noche. Era un amor  especial como ya dije, porque celebraría mi ascenso como capitán en Royal Airlines. Pedí mi mesa
habitual, la que me daba una completa vista de la entrada. Estaba preparado, con una cerveza en mi mano izquierda y mi Smartphone en la otra. Uno tiene sus técnicas:
mirar la pantalla y disimuladamente espiar a las sexys chicas que llegan al lugar. No quieres elegir la incorrecta, te lo aseguro. Entonces, la vi entrar, con su andar
exótico y sensual. Los ojos se me fueron a sus piernas bronceadas y, de ahí, subí en cámara lenta por todo su cuerpo. Aquella blusa negra con transparencias me dejó
ver el sexy brasier que cubría sus formidables pechos.
Seguí mi viaje al norte, hasta encontrarse con sus ojos vigorosos, marrones y encendidos, que, sumados a sus labios rosados, asimétricos y juguetones al ser
mordidos por sus dientes de forma sensual, le daban a su rostro un aspecto angelical y malvado a la vez. Esa castaña me estaba provocando amor  sin ser consciente. El
miembro se me había endurecido desde que la vi entrar y necesitaba solucionarlo… rápido. Pero no con cualquiera, sino con ella.
No le quité los ojos de encima. La seguí con la mirada hasta que se sentó delante la barra, sobre un taburete. Me levanté de la silla y caminé hasta la mujer que me
había puesto como un cohete.
Hola, Alessandra. ¿Cómo estás? pronuncié con un susurro. Ella rechistó con los dientes, sin siquiera molestarse en verme.
Estás confundido, amigo espetó con una voz tan sensual como su cuerpo. Aquel sonido encendió más mi deseo. La necesitaba, no tenía dudas.
¿No eres Alessandra Ambrosio? pregunté, como si en verdad pensara que fuera ella. Sabía que no lo era, pero, fue la única idea de que se me cruzó. Tienen que
entender, la tenía tan dura que me dolía y no me dejaba pensar.
La chica soltó una carcajada y, por unos segundos, me miró por encima del contenido  . Luego, volvió a su Martini, llevándose un palillo con una aceituna a la boca
de forma sensual y provocativa. Esa mujer sabía lo que hacía… Me estaba matando el deseo  lentamente.
Pues tú no eres castaño, ni empresario. No puedes ser el Jamie de Alessandra bromeó. Me gustaba su humor, eso la hacía más candente. Sexy y divertida.
¿Qué más podía pedir?
Pues no, soy Richard Hernández. Pero tú me puedes llamar Rich Me senté a su lado y le pedí una cerveza a Joshua, el barman de turno.
Bueno, yo soy Alessandra Ambrosio pero me puedes llamar Lilian dijo con picardía. Me gustó su nombre porque solo tenía seis letras, era fácil de recordar y
muy sensual al pronunciarlo.
Lilian jugaba conmigo, tratando de ignorar la imagen  que flotaba entre los dos. Juro que podía ver chispas entre nosotros. ¿Qué pasaría cuando
lográramos juntar nuestros cuerpos? Esa era una respuesta que estaba determinado a obtener esa misma noche.
Luego de tres Martinis, accedió a ir a mi apartamento. Pagué la cuenta y la guié a la salida, posicionando mi mano en su espalda baja. Aquel pequeño contacto
aceleró involuntariamente mis latidos. Todos mis latidos. ¿Entienden de qué hablo? No, no les haré una notita.
No estoy tan borracha como para subirme a ese ataúd andante se quejó, cuando vio mi Ducati negra en el estacionamiento.
No sabía que eras una gallina, Alessandra repliqué, para provocarla. No la conocía mucho, pero sabía leer muy bien a las mujeres. Ella sin duda era de las que
se arriesgaban y no se dejaba apabullar por nadie.
¿Gallina? ¡Ja! No es nada de eso. Solo que aprecio mi vida y tú estuviste bebiendo los juegos  No quiero terminar en la morgue. Soy muy joven y hermosa para acabar en
una cuenta la bolsa negra.
Muy hermosa para eso, es cierto. Mira, caminaré por la línea de la acera, si no me tambaleo, te subes Una sonrisa maliciosa se asomó en sus labios. En mi
mente ya tenía una larga lista de lo que me gustaba de Lilian y esa sonrisa sin duda estaba en ella.
Luego de probarle a la joven hermosa que estaba apto para conducir, me subí a mi Ducati, le pasé el casco y esperé que me hiciera compañía.

Pages : 102

Autor De La  novela : Flor M. Urdaneta

Tamaño de ebook : 1,05 MB

ebooks Comprimido: no

Format :True PDF 

Idioma :Español-España 

Descargar : Gratis

Más Libros  – ebooks  : Aquí !!

Mira El Vídeo Para Enseñarte como descargar!!

Fotos – Imagen

Pretendamos - Flying with love 2 – Flor M. Urdaneta

Puedes Leer la novela Aquí Abajo En Online!!

Tambien Ya Esta Disponible Para Comprarlo En Tu Sitio Favorita Amazon!! 

Clic Aquí Para comprar 

Leer en Online la  novela Pretendamos – Flying with love 2 – Flor M. Urdaneta

[sociallocker]
[popfly]

Link !!

Pretendamos (Flying with love 2) – Flor M. Urdaneta.pdf
Pretendamos (Flying with love 2) – Flor M. Urdaneta.pdf
Pretendamos (Flying with love 2) – Flor M. Urdaneta.pdf
[/popfly] [/sociallocker]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!
---------