---------------

Pero merecería la pena – Reme Hernán

Pero merecería la pena – Reme Hernán

Pero merecería la pena – Reme Hernán

Descárgatelo El libro Gratis Ya!!

Resumen y Sinopsis De 

Hacía tiempo que no venía a Nueva York y que no veía a mis padres. Acostumbrado a vivir en un pueblo, estar en esta gran ciudad me estresa bastante…pero tenía
que alejarme de allí, aclarar los nubarrones de mi mente y detener el ciclo constante de trabajo, borrachera y porros y caer en coma. Cuando hace solo tres días aterricé
aquí y me presenté en la puerta de la casa de mis padres, a mi madre casi le da algo, se pasó llorando al menos dos horas de la emoción. Me apetecía verlos pero ya
estoy cansado de estar aquí, no conozco a nadie que no forme parte de mi familia, y estar todo el día en casa del sofá a la cama y viceversa, me hace pensar en
absurdeces.
¡Eric! grita mi madre desde la cocina ¡Eric Mason levántate de una vez!.
Con la mayor desgana del mundo me levanto de mi cómoda y amplia cama y bajo a ver que quiere mi adorada e insistente madre.
¡Hombre, si estás vivo! ¿Qué vienes a Nueva York sólo a dormir? ¿Allí no duermes bien hijo? pregunta burlona.
Sí, duermo perfectamente, pero esto es un coñazo de sitio, me aburro. Así que, para qué levantarme.
Debes de ser el único chico de veinticinco años que es capaz de aburrirse en Nueva York viniendo de un pueblucho como vienes….
Bueno ¿me has hecho bajar para darme la charla madre?.
Sí, y también para que vayas con tu padre a comprar los últimos detalles para la cena de este fin de semana.
Oh sí, es el mejor plan que podía tenerpongo los ojos en blanco ¿Dónde está papá?.
Está sacando el coche del garaje.
Sin despedirme, ya que no tengo costumbre, voy hacia el garaje donde encuentro a mi padre sacando su flamante Ford Mustang rojo que se ha comprado hace solo
dos meses. Es una máquina perfecta. Tiene asientos de piel ventilados y calefactados, climatización bizona, faros HID, sensor de lluvia, doce altavoces y pantalla táctil
de ocho pulgadas, llantas de diecinueve pulgadas, sensores de aparcamiento traseros, descapotable y nada más y nada menos que un motor de 317 CV. No se para que
quiere semejante bestia si lo más lejos que va con esta maravilla es a la casa de los Hamptons porque para ir a trabajar viene a buscarle su chófer.
Si quieres que vaya a acompañarte tienes que dejarme a la bestia.
¿Estás en condiciones de conducir Eric?me pregunta serio, siempre está serio.
Papá hace dos años que pasó todo, he vuelto a conducir desde entonces respondo molesto, quiero olvidar de una vez ese maldito accidente.
Está bien, todo tuyo dice tendiéndome las llaves.
Va como la seda. Este coche tenía que ser mío, es un tanque y ruge de vicio. Hago sufrir a mi padre un poquito en alguna que otra curva y en algún que otro
adelantamiento.
Eric no corras tanto que el coche solo tiene dos meses me regaña con su típico acento americano que hace que cualquier cosa que diga suene graciosa aunque se
empeñe en pasarse el día con el ceño fruncido.
Hay que quitarle las telarañas a este trasto, lo tienes acojonado papá.
Agita la cabeza de un lado para otro. Para la tranquilidad de mi padre llegamos al supermercado. Tardamos una hora entera en coger las “cuatro cosas” que faltaban
según mi madre. Eso en el idioma de los mortales significa llenar carro y medio de cosas, porque las fiestas de mis padres en los Hamptons siempre son épicas. Cuando
vamos a pagar, tras una cola interminable nos atiende una simpática chica…qué coño, está buenísima. No puedo evitar mirarla y ella se limita a sonreírme y hablar con
mi padre.
Oh, tu eres el hijo de Kevin me dice, con su típico acento.
Sí, Eric, encantado. ¿Hablas español?.
Una…poco… responde tímidamente.
Ya…lo haces bien. Oye como veo que os conocéis, esta noche hacemos una fiesta en los Hamptons, en nuestra casa. Pásate, esta es la dirección le apunto la
dirección en el ticket de la compra que acaba de darme mientras mi padre huye riéndose.
Oh, ok…responde tímidamente. Yo me limito a guiñarle el ojo y sonreír.
Cuando salgo al aparcamiento mi padre está apoyado en el coche sonriendo.
¿Ya has terminado de ligar gentleman? Puedes invitar a quien quieras a casa ¿eh? dice irónicamente.
Venga papá, un desconocido más que menos no se va a notar.
Nos metemos en el coche. Arranco, que rugido…me encanta.
¿Cuándo vas a echarte una novia Eric? Tienes que pasar página y buscar una vida estable hijo.
Eso es asunto mío, no quiero hablar del tema.
Pues yo quiero ser abuelo algún día intenta decirlo como si fuera algo gracioso, pero para mí no lo es.
Papá, es un tema delicado, no estoy hecho para mantener una relación con nadie y menos para criar un hijo…
Cuando encuentres la persona correcta, cambiarás de opinión…a mí me pasó con tu madre…
Yo ya tenía la persona correcta papá.
No hijo, eso fue una parte de tu vida, aun te quedan

Pages : 145

Tamaño de kindle ebook : 1,12  MB

Autor De La  novela : Reme Hernán

kindle  Comprimido: no

kindle Format : True PDF 

Idioma :Español-España 

Más Libros  – ebooks  : Aquí !!

Mira El Vídeo Para Enseñarte como descargar!!

Fotos – Imagen

Pero merecería la pena – Reme Hernán

kindle - Puedes Leer la novela Aquí Abajo En Online!!

Tambien Ya Esta Disponible Para Comprarlo En kindle Amazon  productos  Tu Sitio Favorita !! 

Clic Aquí Para comprar  la novela y  leer  en  tu android !!

[sociallocker]
[popfly]

Link !!

Pero mereceria la pena – Reme Hernan.pdf
Pero mereceria la pena – Reme Hernan.pdf
Pero mereceria la pena – Reme Hernan.pdf
[/popfly] [/sociallocker]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

---------