---------------

Toda para él – Shayla Black

Toda para él – Shayla Black

Toda para él – Shayla Black

Descárgatelo El libro  Ya!!

Resumen y Sinopsis 

La noche se había metido en su interior junto con la rabia que oprimía su pecho mientras se deslizaba por aquella casa desconocida, oscura y silenciosa. En cada paso
que daba para atravesar la sala en sombras invertía unos valiosos segundos en los que podía morir más gente.
Si él no sobrevivía a este esfuerzo, pensaba llevarse consigo a un par de esos cabrones por lo menos. No iba a permitir que esos capullos acabaran con ninguna
persona más.
Llegó al pasillo y lo recorrió. Aferraba la Sig Sauer con una mano enguantada mientras se asomaba a cada habitación.
Por fin, llegó al dormitorio principal. Frunció el ceño al entrar. Estaba demasiado tranquilo. No se oían ronquidos ni ninguna respiración. Reinaba un silencio de
muerte.
Atravesó el espacio negro como la tinta hasta encontrar la cama deshecha, pero estaba vacía, y se tragó una maldición. ¿Cuándo coño…?
La sensación de algo duro y frío presionando la parte posterior de su cabeza le hizo esbozar una mueca y reprimir una maldición.
Tienes cinco segundos para decirme quién eres y por qué cojones te has colado en mi casa a las tres de la madrugada o te volaré los sesos.
A pesar de la sombría situación, la diversión le hizo curvar los labios.
Podrías, Hunter, pero creo que tu esposa te cortaría las pelotas si comienzas a matar a la familia.
¿Joaquin? preguntó el otro hombre, aunque no bajó el arma de fuego con que le apuntaba al cerebro.
Kata no tiene más hermanos señaló.
Desde la esquina llegó un grito femenino. Escuchó una manilla y la apertura de una puerta, y unos pies descalzos correteando por el suelo de madera.
¡Joder, mujer! recriminó entre dientes Hunter Edgington a su esposa.
En respuesta, ella encendió la luz y corrió hacia él.
No pasa nada, cariño.
Joaquin Muñoz entrecerró los ojos ante los repentinos rayos luminosos. Mientras se acostumbraba a la luz, se volvió hacia su hermana. Ella se acercaba a él
vestida con un camisón rosa de gasa que no cubría más allá de medio muslo y que demostraba claramente que no llevaba sujetador.
Y lo que era casi peor, su protector marido, Hunter, seguía apuntándole a la cara con un arma que, sin duda, el antiguo SEAL sabía usar.
Kata llegó hasta él con otro femenino grito de placer y se lanzó a sus brazos. ¿Cuánto tiempo había pasado desde la última vez que la vio? Casi tres años. Toda
una vida.Pero entonces, sintió la fuerza de su barriga contra el vientre y cualquier idea desapareció de su mente.
¿Estás embarazada?
Kata dio un paso atrás y se pasó la mano por el prominente abdomen.
Sí.
Está de treinta y una semanas. Hunter bajó por fin el arma, pero su tono le indicaba claramente que no molestara a Kata o se las pagaría. Nos sentimos
muy felices.
Es cierto convino ella con una sonrisa. Salgo de cuentas el 30 de mayo. Es un chico. Por favor, espero que te alegres por nosotros.
Joaquin no era muy de parejas ni de cosas de críos, pero el embarazo de Kata era una buena noticia para él. A pesar de que no llevaba ni pizca de maquillaje,
Kata parecía brillar. Su sonrisa no era lo único que mostraba su alegría, incluso su pelo castaño oscuro parecía refulgir.
Y si ella era feliz, él también lo era.
Por supuesto.
Kata se relajó, cogió la bata de una silla y se la puso.
¿Qué te trae por aquí?
Sí intervino Hunter, ¿qué te trae por aquí en medio de la noche, sin tocar siquiera el timbre? Los ojos de su cuñado parecían fríos incluso cuando
estaba de buen humor. En ese momento mostraban la calidez de un glaciar.
Kata dio un codazo a su marido con un suspiro de exasperación.
¿Va todo bien? ¿Necesitas una cama? ¿Cuánto tiempo vas a quedarte?
¡Detente, cabrón! Otro Edgington amenazó desde el pasillo, con una semiautomática apuntándole al rostro. Al verlo, parpadeó. ¿Joaquin?
El mismo que viste y calza…
¡Logan, maldita sea! Kata puso los brazos en jarras. Baja el arma. ¿Qué estás haciendo aquí?
Estaba ayudando a Tara con la comida de las gemelas cuando miré por la ventana. La farola ilumina la valla de atrás, y vi que alguien se colaba en el interior.
Al notar que las puertas correderas del salón estaban abiertas, le seguí.
Cuando Hunter lanzó a Kata una mirada de censura, ella hizo una mueca.
Lo siento. Se me olvidó cerrarla cuando regresé de regar las plantas.
Y también se te olvidó conectar la alarma añadió su marido. De nuevo.
Joaquin, por Dios, ¿por qué no has llamado al timbre? Logan parecía casi tan molesto como su hermano.
No quería despertar a todo el mundo.
¿A todo el mundo? ironizó Hunter. Si solo estábamos en casa tu hermana y yo… Porque es evidente que el maldito perro no sirve para nada. ¡Estúpida
bola de pelo!
Joaquin se frotó la nuca. Aquello era justo lo que esperaba encontrar. Sin embargo, necesitaba ayuda, no una reunión familiar. En ese momento en concreto, el
rollo ese de la familia era solo una opción, pero sonrió a Kata.
No estaba seguro, y no tengo tiempo para ser educado.
¿Corres peligro? preguntó Hunter bruscamente.
A pesar del cabello dorado que caía descuidadamente sobre su frente, las cicatrices en el hombro, donde había sido alcanzado por una bala casi en el mismo lugar
dos veces, y los pantalones de chándal gris con la cintura caída, no dudaba que su cuñado podía matar a cualquiera sin otra arma que sus manos. Y ese era justo el tipo
de persona que necesitaba a su lado. Logan, también antiguo SEAL, estaba cortado por el mismo patrón. En ese momento, llevaba el pelo oscuro un poco largo, por lo
que comenzaba a rizársele en las puntas, pero jamás cometería el error de confundir al hermano pequeño de Hunter con un pusilánime. Ambos poseían penetrantes ojos
azules y el mismo tatuaje de SEAL en el bíceps, un águila con las alas extendidas que sostenía un tridente.
Sí repuso con sencillez a la pregunta que le había formulado su cuñado. Ya ha habido varios asesinatos, el último hace menos de doce horas.
¡Joder! murmuró Hunter antes de volverse hacia Kata. Vístete y acompaña a Logan a su casa.
No pienso dejar a mi hermano. Ella cruzó los brazos sobre el pecho. Acaba de llegar.
Ha sido una orden directa, Katalina. Hunter parecía haberse convertido en una montaña inamovible.
Joaquin notó que su hermana parecía agitada y desafiante. Teniendo en cuenta el collar que lucía en la garganta, no creía que aquella orden se tratara de una
simple petición conyugal de un marido a su esposa. Era el mandato inequívoco de un Amo a su sumisa.
«Interesante…».
Ella cogió aire una vez más bastante alterada, pero vaciló y se volvió hacia él.
No se te ocurra marcharte sin despedirte o te corto los huevos.
Joaquin sonrió de medio lado.
Si me lo permiten la seguridad y Hunter, me despediré de ti.
¿Kata estaba preocupada porque era parte de su familia o porque estaba empezando la suya? No lo sabía. Dejando a un lado todos esos rollos de que la sangre
tira, ella había seguido su camino. Y él el suyo. Le deseaba lo mejor, pero jamás sería un hermano perfecto ni en broma.
¿Necesitaréis más apoyo? preguntó Logan. ¿Llamo a alguien para que se quede con las chicas?
Hunter lo miró, dejando que fuera él quien respondiera. Le chocó un poco, pero imaginó que lo hacía porque era el único que conocía la situación.
Creo que será lo mejor respondió finalmente.
De acuerdo. Logan sacó el teléfono del bolsillo y se puso en contacto con alguien llamado Tyler mientras Kata se ponía las zapatillas y cogía un bolso de
asa entre suspiros. Cuando desaparecieron por la puerta, Hunter los siguió con la vista a través de la ventana mientras cruzaban la calle.
¿Cuándo os mudasteis aquí? preguntó Joaquín para llenar el silencio hasta que regresara Logan. No quería tener que explicar la situación dos veces.
Hace casi año y medio. El tipo observó a su esposa como un centinela, casi conteniendo la respiración hasta que Logan la acompañó al interior de la casa y
cerró la puerta. No voy a molestarme en preguntarte cómo nos has encontrado.
Sí, tenía sus maneras.
¿Tu hermano vive en la casa de enfrente?
Hunter asintió.
Se mudó con su esposa hace unos tres meses, justo antes de que nacieran las gemelas. Pensamos que sería bueno que los niños crecieran juntos.
Más cercanía familiar. Quizá Kata había contagiado a su marido. Pero a él el concepto de gran unión casi le provocaba urticaria, sobre todo en esos días, que no
veía más allá de la ira. Sin embargo, se reservó ese dato y se encogió de hombros.
Es una buena idea.
Unos minutos después, un rubio de enorme tamaño se bajó de una pickup negra y se aproximó para llamar a la puerta de Logan. Cuando estuvo dentro, el otro
Edgington se dirigió a casa de Hunter. Bien, ahora podrían ponerse manos a la obra. Eso suponía un alivio porque lo necesitaba y… no sabía qué decir a su hermana
pequeña. Logan cerró con llave al entrar y Hunter aseguró las puertas correderas antes de conectar la alarma. Luego se dirigió hacia la cocina y encendió la luz para poner
la cafetera y lo miró expectante.
Cuenta. ¿Corres peligro?
No. Pero necesito averiguar quién podría ser la próxima víctima de este asesino.
¿Estás trabajando en un caso? preguntó Logan.
Él vaciló.
Oficialmente no.
Vio que ambos hermanos intercambiaban una mirada como si tuvieran una especie de lenguaje secreto que solo ellos entendían. Por último lo miraron a él y
Logan asintió.
¿Te han seguido? se interesó Hunter.
No. He tenido cuidado. Pero si no me muevo con rapidez, van a morir más mujeres.
Logan frunció el ceño.
¿Se trata de un asesino en serie?
No exactamente, aunque este tipo maneja las variables con tanta habilidad que es evidente que ha tenido entrenamiento y práctica. Pero si fuera un simple
asesino en serie, se lo dejaría a la policía.
Cuando el aroma a café comenzó a flotar en el aire

Título: Toda para él
Autores: Shayla Black
Formatos: PDF
Orden de autor: Black, Shayla
Orden de título: Toda para él
Fecha: 18 sep 2016
uuid: 565d61ae-2e37-4fd3-a92f-7e0a54d3c65d
id: 445
Modificado: 18 sep 2016
Tamaño: 1.18MB

Novela kindle  Comprimido: no

kindle Formato – Contenido – tipo : True 

Temáticas: Novela romántica, Comedia romántica , romance

Más Libros  – ebooks  : Aquí !!

Mira El Vídeo Para Enseñarte como descargar!!

Fotos – Imagen

image host

kindle - Puedes Leer la novela Aquí Abajo En Online!!

Tambien Ya Esta Disponible Para Comprarlo En kindle Amazon  productos  Tu Sitio Favorita !! 

Clic Aquí Para comprar  la novela y  leer  en  tu android !!

Si te gusto  comparte  en   el facebook 

Descargar Libro Aqui  !!


https://app.box.com/s/yeloqdioaeopsdgeisw4ibovrj62ania
https://www.adrive.com/public/sbkN3h/Toda para el – Shayla Black.pdf
https://1drv.ms/b/s!AhKpqxOmldbbiG8pAq3y8lBSC5qc
http://go4up.com/dl/dfdb47fd64ec0b

2 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!
---------